Consejos para practicar snorkel

“¿Tienes pensado practicar Snorkel?, nos encontramos ante un deporte maravilloso y relajante en el que nos podemos adentrar en el mundo acuático debajo de la superficie del mar.

Como cualquier otra actividad física requiere un poco de conocimiento y práctica para que lo podamos realizar de forma adecuada y segura.

Os proponemos una serie de consejos para saber cómo practicar snorkel:

-Una vez que tienes tu equipo de Snorkel (máscara, tubo de Snorkel semi-seco, aletas y chaleco de flotación) es momento de probarlo en el agua. Para que no se empañe tu máscara por dentro, es mejor que le apliques una sustancia desempañante sobre la superficie interior antes de colocarla. Del mismo modo, trata de mantener el tubo en posición vertical cuando nadas boca abajo, y para ello debes de ajustar la correa del Snorkel y encontrar así la posición correcta.
-Es importante que estés cómodo con tu equipo y cuando te sumerjas en el agua, la gravedad te llevará sin hacer demasiado esfuerzo, al igual que cuando vuelves a la superficie. Dirige tu cabeza hacia arriba y patalea para impulsarte de una manera más elevada, procurando que tu mirada también sea hacia arriba para controlar la dirección a la que vas. Cuando llegues a la superficie, el tubo de respiración debe de apuntar hacia abajo para que escurra bien el agua.
-La parte superior del Snorkel debe asentarse formando un ángulo ligeramente hacia atrás. La respiración debe de ser natural y se trata de caminar lentamente en el agua, mirando de forma constante por encima del hombro derecho, por motivos de seguridad.
-Si notas presión en los oídos tras sumergirte, debes eliminar esta incomodidad tapando la nariz y soplando suavemente. Tienes que oír un sonido mientras se aminora la presión.”

Medidas de seguridad al practicar Kayak

¿Siempre has querido practicar kayak, pero desconoces cuáles son las medidas de seguridad para evitar accidentes inesperados?

A la hora de practicar este deporte de aventura, hemos de seguir una serie de precauciones y equipamiento de seguridad:

-Las condiciones climáticas es un factor importante a tener en cuenta, porque el estado de las aguas se verá directamente influido por las características climatológicas y atmosféricas del día que hayas escogido para emprender tu travesía en kayak.

-En el caso de que tu travesía sea por mar, debes conocer las características específicas del lugar y los niveles del mar, puesto que en determinadas bahías este último puede ascender de forma considerable.

-Informarnos de cuáles son los puntos de acceso al agua desde las orillas y cuidar aquellos tramos delicados o más peligrosos. Por ello, hemos de informarnos de antemano de cuáles son las características de todo nuestro recorrido.

-Comprobar el estado de nuestra embarcación para evitar imprevistos de última hora en mitad de nuestro recorrido por las aguas del mar o de río.

-Comprobar que tu chaleco se encuentra en perfectas condiciones de flotabilidad, resistencia y sujeción, además de contemplar el estado de otros materiales de especial importancia como la pala, el casco o el traje.

-No te olvides nunca de ponerte el casco.

-Informar de tu recorrido a alguna persona y la duración del mismo. En este sentido, tendrás la oportunidad de que en caso de accidente, aquella persona pueda pedir ayuda.